Rompen un iPhone 4 para demostrar que no es tan resistente como dice Apple

Hay que partir de la base de que por muy resistente que sea un objeto, si alguien se empecina en romperlo, terminará rompiéndolo. Tardará más, o tardará menos, pero acabará rompiendolo.

El “análisis” -por llamarlo de alguna forma- no es demasiado explícito al contar cómo han roto el iPhone 4. Lo que sí parece claro es que se trata de un desafío a lo que Apple dice del diseño de su nuevo terminal, no sólo durante la keynote, si no también en el vídeo promocional que se puede ver en su página web.

En el nuevo iPhone 4, la superficie de cristal se coloca encima del marco, cuando en el modelo anterior, la superficie de cristal se coloca dentro del marco, y además se protege con un bisel. Además, Apple por primera vez lanza una funda para su terminal, cuando dicho terminal es el cuarto modelo que lanza; en los tres modelos anteriores Apple jamás ha ofrecido fundas.

Las fundas del iPhone 4 no protegen ni la cara frontal (evidentemente) ni la trasera, y en base no son más que aros de goma que protegen el lateral. Si esta fundas ya dotan al terminal de un poco más de grosor, lo suficiente como para que ninguna cara toque directamente la superfície donde está apoyado (como encima de una mesa, por ejemplo) de alguna forma ya se protege el cristal.

En base, y sin dudar de la resistencia del iPhone 4, no deja de ser curioso que junto al teléfono más resistente de la historia se hayan anunciado fundas para el terminal.

A todo esto… ¿como se han hecho con un iPhone 4 esta gente? Igual alguien lo dejó “olvidado” en un bar…

1 Comentario

  1. Según comentan por ahí era solo una carcasa montada con piezas que ya venden por ahí… Vamos, que por dentro estaba vacío , lo cual lo hace mas vulnerable… Un saludo

Comments are closed.