Cómo colocar un fondo de escritorio dinámico en Mac OS X

Probablemente para muchos el escritorio de Mac OS X sea limpio y precisamente por eso preferimos al sistema frente a otros sistemas operativos. Pero eso no quita que la configuración por defecto del fondo de escritorio nos acabe resultando un poco aburrida. Por eso hoy en nuestro blog te vamos a enseñar a configurar un fondo de escritorio dinámico en Mac OS X, con el cual podrás seleccionar varias imágenes propias que se irán intercambiando en la pantalla bajo una regla de tiempo.

cambiar fondo dinámico en Mac OS X

Cómo colocar un fondo de escritorio dinámico en Mac OS X

Para empezar, tenemos que acceder a la pestaña de configuración de preferencias del fondo de pantalla. Puedes hacerlo clickando en el botón derecho del ratón en las últimas versiones de Mac OS X, o directamente a través del menú Preferencias del Sistema que encuentras en el dock. Ahí buscamos la sección de Personal Escritorio y Salvapantallas.

Ahí es dónde vamos a configurar nuestro escritorio dinámico para Mac OS X. Primero, debes añadir la carpeta con las imágenes que quieres que se muestren, y para ello solo tendrás que seleccionar el símbolo más que aparece dentro del panel Fondo de Escritorio a la izquierda y abajo. Una vez dentro, y seleccionadas las imágenes que quieres que se vayan mostrando, tendrás que colocarle un intervalo de tiempo en el que se irán cambiando de una imagen a otra, de tal forma que parezca que siempre tienes un escritorio distinto. ¿Qué te parece la idea? Pues ya sabes, a ponerte con ello esta Semana Santa y ya nos contarás qué tal te ha quedado el tuyo.

También te puede interesar:
Bienvenido a Mac OS X: Panel de control, menú inicio y botón secundario